Pinturas clásicas ninguneadas por ser mujeres

Pinturas clásicas ninguneadas por ser mujeres

Fueron degradadas a un segundo plano por su sexo, en un momento de la historia de cambio social y revoluciones. Algunas consiguieron suerte para estar emparentadas con pintores que ayudaron a que hombres las aceptaran como artistas, otras no lograron zafarse del estigma de ser consideradas meras aficiones de la clase alta. El Museo Nacional de Suecia, en Estocolmo, rescata